Google ¿Está el ser humano hecho para correr? - Es Dojo Judo en Palma de Mallorca y Judo videos

sábado, 26 de octubre de 2013

¿Está el ser humano hecho para correr?

Los seremos humanos llevamos mucho tiempo corriendo. En concreto, más de dos millones de años. En la siguiente charla de TED, Christopher Mcdougall cuenta la razón de porqué el ser humano tiene grandes cualidades para correr largas distancias. En Es Dojo, tras la celebración de la TUI Maratón en Palma de Mallorca, nos ha parecido interesante poder compartir este punto de vista.

Lo más interesante de correr, es cuando lo hacemos siempre ocurren cosas extrañas. En los últimos tiempos se están poniendo muy de moda deportes de larga distancia. Carreras de fondo, triathlones, duahtlones, etc. Pero en todas ellas, si implican una distancia considerable (a partir de los 40km), siempre ocurren sucesos entrañables, o cuanto menos, extraños.



El caso de la etíope Derartu Tulu


Derartu Tulu  es una chica etíope. A pesar de ser una gran corredora en distancias cortas, como los 10km, nunca había destacado especialmente en los maratones. Aunque siempre hacía muy buena marcas. Sin embargo, en el año 2009, esto cambió tras la maratón de Nueva York (una de las pruebas más famosas del mundo). En dicha maratón también participaron grandes corredoras, como Paula Radcliffe. Paula es como un monstruo en las categorías femeninas de los maratones. Podría decirse que es practicamente invencible. Su récord está a tan sólo 10 minutos del récord mundial masculino. 

Cuando la carrear empieza, Derartu no está en la cabeza. Si no más bien en la cola. Va rebasando a otras corredoras. Hasta que llega el kilómetro 35. Se planta en la cabeza del grupo. Y aquí es donde sucede algo extraño, algo poco usual. Paula Radcliffe, con todos los números para llevarse la carrera, comienza a notar molestias fuertes en las pantorrillas y en los gemelos. Derartu Tulu alcanza a Paula, y parece muy preparada para revasarla tranquilamente. Pero Tulu, en vez de acelerar, retrocede. Agarra a Paula y le dice: "Vamos, si alguien puede hacerlo, esa eres tú."

Fotógrafo: Conor Lawless

Ante estas palabras de ánimo, Paula Radcliffe consigue aumentar el ritmo y junto a Tulu, consiguen alcanzar a las otras corredoras que van en cabeza. Pero pocos kilómetros antes de la meta, vuelve a retroceder y se vuelve a quejar intensamente de ambas piernas. En esta ocasión, Tulu la agarra y empieza a estirar de ella. Pero Paula no puede. Le dice: "Estoy fuera. Vete tú."

Parece que Tulu, probablemente pierda la carrera. Pero se irá a casa con una experiencia maravillosa. Sin embargo, una vez más, ante todo pronóstico, acelera y sobrepasa al grupo que va en cabeza. Ganó la maratón de Nueva York de 2009, en un tiempo de 2:28 horas.

¿Qué pasó realmente en esta carrera? Hay que tener en cuenta que se juntaron dos valores contrapuestos en un mismo esquema. Por un lado, Derartu Tulu hizo una carrera con un espíritu realmente competitivo. Consiguió alcanzar a las corredoras que iban en cabeza, partiendo inicialmente de una posición poco ventajosa. Pero por otro lado, mostró una actitud de compañerismo y compasión con una rival, muy poco común.

Los Tarahumara


Los tarahumara son un tribu que vive desde hace varios cientos de años en las Barrancas del Cobre de México. Cuando los colonizadores europeos llegaron a america, los mayas y los aztecas lucharon contra ellos. Por eso hoy en día quedan tan pocos. Los tarahumara decidieron seguir otra estrategia muy diferente. Se alejaron del conflicto y se escondieron durante muchos años en las Barrancas del Cobre. Una red laberíntica de cañones muy parecida a una telaraña. Y allí han permanecido desde es el siglo XVI-XVII. Sin grandes cambios.

Además de esto, los tarahumara son capaces de realizar grandes distancias en uno o varios días. No hablamos de maratones, si no de ultramaratones (80, 100, 140 kilómetros). No suelen tener problemas físicos y lesiones para realizar estas grandes distancias. Tampoco hacen todos los kilómetros corriendo sin parar. La cuestión es que son capaces de hacerlo en relativamente poco tiempo.

Finalmente, también cabe destacar que los tarahumara no conocen muchos de los problemas que hoy en día tienen las sociedades desarrolladas. Cáncer, diabetes, drogas, violencia, guerra...  Los tarahumara no saben de qué hablamos.

Quizás la clave para entender a Derartu Tulu y a los tarahumara se encuentra en estos otros misterios que describo a continuación...




Entonces ¿Cómo lo podemos entender?


Hace unos dos millones de años el cerebro de lo que vendría a ser el ser humano cambió radicalmente. Probablemente fue uno de los acontecimientos más importantes de nuestra historia. Nuestro cerebro creció considerablemente, y pasamos de ser australopithecus, a homo erectus. 

Como nuestro cerebro aumentó considerablemente, empezamos a requerir de una mayor ingesta calórica y de proteínas. Por lo tanto, nuestra metodología de caza aumentó considerablemente y nos convertimos en una especie mucho más letal de lo que éramos.

Sin embargo, las primeras armas afiladas aparecieron hace 200.000 años. Por lo tanto, nos pasamos unos cuantos/muchos años sin este tipo de instrumentos para cazar. De alguna forma estuvimos cazando y cazando animales durante muchísimos años, pero sin armas. Realmente es complicado saber cómo lo hacíamos. El ser humano no tiene colmillos afilados, no tiene una gran fuerza, no somos especialmente ágiles en comparación a otros animales, y mucho menos veloces. Ahora nos llama la atención Usain Bolt. Creemos que es un ser tremendamente rápido, pero me gustaría verlo correr detrás de un grupo de ardillas.Así que, si no teníamos ninguna de estas ventajas, ¿como lo hacíamos?

No sólo es que el ser humano sea lento, si no que dentro de la especie, el género femenino es todavía más lento. Las mujeres no destacan por su velocidad. Sin embargo, a pesar de que sólo hasta la décadas de los 80, las mujeres empezaron a correr maratones, en largas distancias la diferencia frente al hombre se recorta muchísimo. Ya he comentado anteriormente que Radcliffe tiene el récord de maratón masculino a tan solo 10 minutos. Además, aparentemente cuánto más aumenta la distancia, más fortaleza mental y física en relación, tienen las mujeres respecto a los hombres. De hecho, en carreras de 80-120 km, probablemente los tiempos entre hombres y mujeres se reducirían todavía más.

Finalmente, en la Universidad de Utah empezaron a estudiar los tiempos de algunos maratonianos. Lo que descubrieron fue que si empiezas a correr maratones a la edad de 19 años, tienes hasta los 27 para alcanzar tu plenitud. A partir de ahí, sucumbes a los rigores de la edad, y tu marca va decreciendo año a año. Así pasan unos 8 o 9 años para poder alcanzar la plenitud física en el maratón. Sin embargo, ¿cuánto tardamos en perderla? Es decir, ¿en volver a niveles de cuando teníamos 19 años? Nada más y nada menos que 45 años. Es decir, los hombres y mujeres que empezaron a correr a los 19 años y continúan haciéndolo toda su vida, a los 60 años pueden correr tan rápido como cuando empezaron. Esto no se puede encontrar en muchas otras actividades físicas.

Para explicar todo esto, debemos volver a la pregunta de cómo cazábamos sin los instrumentos necesarios. La mayor ventaja que tiene el ser humano frente al resto de animales es la forma que tenemos de sudar. Sudamos mucho y muy bien. Además, nuestra capacidad de respiración es algo completamente compatible con la transpiración.

Imagen de Shutterstock

Podemos correr largas distancias bajo un calor abrasador y haciendo eso, somos los mejores. Nuestra ventaja biológica frente al resto de animales es esta. Podíamos salir en grupo por la sabana africana, un día de mucho calor, elegir un antílope y perseguirlo. Perseguirlo hasta que no pudiera correr más. Si tratas de salir tu sólo, o con un amigo a por un antílope, probablemente muráis los dos en el intento. Sobretodo si coméis bollería industrial. Sin embargo, ¿qué pasa si sale una manada de humanos a por él? ¿Que se distribuye y se organiza sistemáticamente? ¿Que además de esto, los miembros tienen varios roles dentro de la manada? Los más viejos, quizás corren menos (no mucho, por lo que hemos visto antes!), pero tienen mucha más experiencia. Que las mujeres no se pueden quedar atrás porque a según que distancias ya no podrían alimentarse. Y que por lo tanto, en largas distancias, la diferencia física entre hombre y mujer se recorta considerablemente.

Algo evidente es que la esperanza de vida hoy en día mejorado muchísimo en comparación a cuando el homo erectus cazaba. La medicina, la tecnología y la alimentación han hecho que doblemos la esperanza de vida en tan solo uno o dos siglos. Pero el punto de vista que nos ofrece Christopher Mcdougall en cuanto a nuestra capacidad para correr largas distancias es muy interesante.





Esta entrada fue publicada por primera vez en http://www.esdojo.es/

Entradas Relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...